Quien compra Boden 2015, consigue dólares a solo $11,36

Pese a que en apariencia la cuestión es diferente, la dolarización de carteras es un fenómeno típico de los años electorales y éste no parece ser la excepción.
Además de la compra de dólar «ahorro» a niveles récord que se registra mes a mes, ahora también está creciendo en forma sustancial la compra de bonos como el Boden 2015 para asegurarse divisas en los próximos meses.
Los controles impuestos por el Gobierno consiguieron bajar el tipo de cambio implícito en estos papeles, que se vuelven así cada vez más atractivos para quienes buscan asegurarse divisas. Ayer el RO15 (que es la denominación bursátil del Boden 2015) terminó a $1.216.
Una compra de una lámina da derecho a cobrar u$s 107 en los próximos meses: 7 dólares corresponden a los cupones de intereses que vencen en abril y en octubre, mientras que ese mes desde el Ministerio de Economía de Axel Kicillof también se debe pagar el capital (los u$s100 restantes). Esto da un tipo de cambio de $11,36.
La compra de Boden 2015 es la opción más barata hoy en el mercado para conseguir dólares billete, tal como en su momento se utilizó con el mismo objetivo en Boden 2012. Las operaciones que se registran diariamente son significativas, lo cual revela el interés de muchos inversores para dolarizarse.
El martes se registraron 901 operaciones, por un monto de $190 millones, triplicando el volumen operado en el Boden 2017, el segundo en la lista que registraron los mayores volúmenes transados.
Otra alternativa es comprar Boden 2015 en pesos y luego pasarse al mismo título pero en su versión en dólares. Pero en este caso la transacción termina siendo un poco más cara, con un costo de $ 2,20. El problema es que el volumen de operaciones que se registra con el título que opera directamente en dólares es extremadamente bajo.
Esto se debe a que el Gobierno ahogó esta operatoria para que el tipo de cambio que surge de los activos bursátiles quede contenido. El objetivo fue logrado, ya que la caída del tipo de cambio que surge de los valores bursátiles empuja hacia abajo al resto de las cotizaciones, incluyendo la del «blue».
Otra opción que viene creciendo en las últimas semanas es la compra de CEDIN para blanqueo. Con los escándalos que están sucediendo con cuentas de argentinos en el exterior, muchos inversores optan por ingresar estos títulos y operarlos en Bolsa.
Su última cotización fue de a $1.100 por cada u$s100, con lo que el negocio cierra comprando otro título dolarizado para hacerse de divisas. El costo de la transacción termina siendo de apenas el 10%, sin necesidad de comprar un inmueble para «descargarlo».
Los operadores de Bolsa advierten que quedarse con el Boden 2015 hasta el final, es decir hasta cobrar el capital en octubre, también puede ser dificultoso.
«Mucha gente no quiere quedarse con los dólares depositados, porque luego es muy difícil reaplicarlos para invertir en el mercado. Es el caso claramente de los inversores institucionales, como los fondos comunes de inversión o las compañías de seguros, que precisan invertir en forma permanente en pesos. Esta presión para desprenderse de títulos dolarizados podría impulsar las cotizaciones a la baja en los próximos meses», advierten.
Fuente: Iprofesional
compartir

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *