Noticias

El mercado registro fuertes perdidas y luego las revirtió parcialmente

Jornada agitada en la city

La Bolsa llegó a caer casi 10 por ciento y después cerró con un retroceso de 2,4. En el caso de los títulos, el rebote fue mayor porque comenzaron perdiendo hasta 14 por ciento y luego algunos se recuperaron. El dólar blue superó los 16 pesos.

Luego de registrar una caída de casi diez por ciento al inicio de la jornada, el panel de acciones líderes revirtió buena parte de esa pérdida para cerrar con un retroceso de 2,4 por ciento. En títulos públicos el rebote fue incluso mayor, dado que algunas series llegaron a perder hasta 14 por ciento y al concluir la rueda hubo emisiones que terminaron en terreno positivo. El desplome inicial volvió a responder a una serie de factores locales y externos, amplificados por el accionar de grupos financieros que aprovechan para pulsear contra el Gobierno. El cambio en la forma de valuar los activos bursátiles en dólares de los fondos comunes de inversión, que ahora deberán hacerlo sobre el tipo de cambio oficial y no del resultante de la triangulación del contado con liquidación, explica las ventas de los bonos utilizados en esa operatoria. Por su parte, la devaluación del real en Brasil (ver aparte) y la baja de las principales bolsas internacionales contribuyeron al castigo que recibieron las acciones locales. El dólar se mantuvo a 9,41 pesos, pero el ilegal se operó a 16,01, su mayor precio histórico.

La rueda se presentaba como un nuevo jueves negro. La incertidumbre respecto a la política monetaria en Estados Unidos y los datos negativos de crecimiento global arrastraron a la baja a las principales Bolsas globales. En Europa las caídas de los indicadores bursátiles llegaron hasta a un 1,9 por ciento. En Nueva York las bajas habían llegado a superar el uno por ciento pero un leve repunte sobre el final permitió que la baja no perforara el 0,5. En Brasil el Banco Central logró ponerle un freno a la devaluación de su moneda, que ayer tocó los 4,24 pesos y sobre el final del día se ubicó a 3,99 por dólar, acumulando una devaluación superior al 50 por ciento en el año.

Bajo ese contexto los activos locales iniciaron la rueda con fuerte tendencia a la baja, profundizada por las ventas que llevan a cabo algunas administradoras de fondos de inversión para deshacerse de sus bonos en dólares alcanzados por el cambio de valuación que dispuso la Comisión Nacional de Valores (CNV). Según fuentes del mercado, hasta el momento llevan vendidos unos 5000 millones de pesos en ese tipo de series. Incluso los bancos y financieras que ofrecen este instrumento habían solicitado al Ministerio de Economía un mayor plazo para la aplicación de la medida con el objetivo de poder vender sus tenencias mientras la valuación sea la del implícito en la operatoria de contado con liqui. Desde Economía y la CNV confirmaron a este diario que la resolución se publicará hoy según lo previsto inicialmente en el Boletín Oficial.

El cóctel de ventas compulsivas de los fondos de inversión y el contexto externo llevaron a una caída de 9,5 por ciento del MerVal y de hasta un 14 por ciento en bonos, guarismos que se mantuvieron hasta pasado el mediodía. Esta baja fue aprovechada por inversores institucionales y organismos oficiales para recomprar a bajo precio. Es el caso del Boden 2015, que el primer día hábil del mes próximo vence y el Estado deberá abonar 4900 millones de dólares. Desde hace varias semanas el Banco Central está comprando este papel para reducir la carga del vencimiento aprovechando su bajo precio. Ayer terminó en 1375 pesos para un papel que pagará 103,5 dólares en quince días. Entre los cupones de PIB, los más vapuleados durante la jornada, hubo lugar para las subas sobre el final. La versión en dólares y ley extranjera subió 1,7 por ciento.

El cambio en la valuación buscaba el desarme de posiciones en bonos en dólares, con el objetivo de bajar el tipo de cambio implícito para las operaciones de contado con liquidación. Ayer este mecanismo se realizaba a 13,34 pesos, cuatro centavos más que la víspera, pero casi un peso menos que hace dos semanas. Esta caída no impidió que las cuevas volvieran a ajustar el precio del blue, que cerró en 16,01 pesos, siendo su máximo absoluto. En términos de brecha con el oficial aún se encuentra lejos del casi ciento por ciento que había alcanzado a principios del año pasado. El Central vendió en el mayorista hasta 100 millones de dólares aunque sobre el final recompró parte de los recursos volcados para contener la demanda. Las reservas sumaron un millón y quedaron en 33.338 millones de dólares.

Fuente: http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-282441-2015-09-25.html

compartir