Noticias

Cepo cambiario: cronología de estos cuatro años de restricciones

El 31 de octubre del 2011 el gobierno anunciaba las primeras restricciones cambiarias, a los pocos días de la reelección de Cristina Kirchner como presidenta. Formalmente se lo llamaba “Programa de Consultas de Operaciones Cambiarias”. A partir de allí, las medidas se fueron endureciendo cada vez para dar lugar al cepo

31 de octubre de 2011

El Gobierno introdujo el cepo cambiario a través de la AFIP, mediante la Resolución General 3210/11. Los controles afectaron a empresas e individuos, que requirieron, desde entonces, permiso del organismo para adquirir divisas. En teoría las autorizaciones dependían de la situación patrimonial, aunque nunca fue claro. Los individuos podían destinar hasta 40% de su sueldo a comprar moneda extranjera, pero el grifo del cepo se mantuvo más o menos abierto según la determinación del Gobierno. En general, se adoptaron medidas desde la AFIP y el Banco Central que fueron lo endureciendo y extendiendo a distintos sectores.

9 de febrero de 2012

Se estableció que las empresas que necesitaran dólares para girar al exterior, ya sea para el pago de importaciones o giro de utilidades, deberían tener una aprobación del Banco Central. Aunque ya informaban sobre las operaciones cambiarias, la novedad fue la traba al giro de utilidades que afectó especialmente a las multinacionales. Desde hacía tiempo, el secretario de Comercio Interior,Guillermo Moreno , les había “pedido” a las empresas presentar planes “de compensación de importaciones”, por el cual quien solicitara un dólar, debía generar un dólar a través de la exportación.

3 de abril de 2012

La autoridad monetaria, (BCRA), dispuso que “los retiros de moneda extranjera con el uso de tarjetas de débito locales desde cajeros automáticos ubicados en el exterior, deberán ser efectuados con débito a cuentas locales del cliente en moneda extranjera”. Hasta entonces, cuando se extraía dinero de un cajero en el exterior con una tarjeta de crédito no provenía de una cuenta, sino que se sacaba en concepto de adelanto de efectivo. No regían aún topes a las extracciones.

9 de Mayo de 2012

El Gobierno, preocupado por la escasez de divisas, redujo el límite para la compra de dólares del 40% al 25% del salario.

25 de mayo de 2012

La AFIP incluyó sector turismo en el cepo: puso en vigencia, a través de la resolución general 3333, un nuevo régimen informativo para los contribuyentes que adquieran paquetes de viajes vía operadores turísticos. El sistema informativo buscó evitar que las agencias de turismo, que tienen acceso libre al mercado de cambios oficial, sacaran ventaja del cepo cambiario, al cobrar los paquetes a sus clientes en pesos al tipo de cambio blue o en dólares billete.

15 de junio de 2012

La AFIP eliminó la posibilidad de comprar dólares para ahorro. Las opciones en el sitio eran: viajes al exterior, adquisición de bienes y otros destinos. El 5 de julio la prohibición fue oficializada. Las posibilidades para comprar dólares, entonces, eran: viajes y turismo, pago y cobro de mercancías, servicios, rentas y capital, algunos créditos hipotecarios, y donaciones a organismos y entidades gubernamentales.

10 de agosto de 2012

Se limitó la venta de dólar “turista”. La autorización de divisas se fijó en un plazo no mayor a siete días antes del viaje, y en la moneda del país de destino. Así, los turistas que viajaran a países limítrofes podrían acceder exclusivamente a la compra de billetes de ese país. Es decir, quienes cruzaran a Uruguay ya no podrían extraer dólares.

31 de agosto de 2012

Surge el “dólar tarjeta”. El organismo recaudador dirigido por Ricardo Echegaray hizo aún más rígido el cepo cambiario para los consumos en dólares en el exterior con tarjeta de crédito, débito y realizadas por Internet. Estableció una percepción del 15% sobre el monto total de los consumos en otros países con plásticos. La diferencia con la cotización oficial sería utilizada para pagar a cuenta obligaciones impositivas, como Bienes Personales o Ganancias, según la Resolución General 3378 de la AFIP.

1 de noviembre de 2012

Entró en vigor una disposición del BCRA, bajo la presidencia de Mercedes Marcó del Pont, que impidió la compra de dólares a partir de hipotecas en pesos para la adquisición de inmuebles. El mercado inmobiliario padeció el efecto del cepo con grandes caídas.

3 de diciembre de 2013

Refuerzo al cepo. Por la incesante caída de reservas y pese a negarlo, el organismo que comandaba Ricardo Echegaray subió del 20 al 35% el recargo a los consumos en dólares con tarjeta y al turismo, e incluyó en la normativa las compras de billetes por parte de viajeros en el mercado oficial, que hasta ahora estaban exentas. Sobre el dólar oficial que cotizaba a $ 6,19, el “dólar turista” pasó a $ 8,35.

27 de enero de 2014

Se impuso una nueva limitación: las personas físicas que quisieran acceder al mercado oficial deberían haber ganado en promedio $7200 en los últimos doce meses. Estos podrían adquirir divisas sólo por el 20% de su ingreso mensual declarado con un tope de U$S 2000 por mes. Y los que decidieran depositar su compra a 365 en caja de ahorro o plazo fijo no pagarán la retención del 20% de la AFIP. Quien calificara con el requisito mínimo pudo adquirir hasta U$S 180 al mes. Y sólo podrían alcanzar el tope de U$S 2000 quienes tuvieran un salario mínimo de bolsillo -también en promedio- de al menos $80.000 (menos del dos por ciento más rico del país).

11 de septiembre 2014

Las restricciones afectaron seriamente a la industria automotriz. General Motors anunció la suspensión de importaciones de vehículos desde Brasil. En agosto, los fabricantes ya habían manifestado los problemas para la compra de autopartes que vienen del exterior, lo que demoró las entregas de varios modelos.

24 de agosto de 2015

Como consecuencia del cepo, el dólar paralelo, llamado blue, tocó los $ 16. Fue a pocos días de las elecciones primarias (PASO) y registró un pico histórico desde la puesta en marcha de los controles.

27 de octubre de 2015

Ante la situación crítica de las reservas, el Gobierno puso en marcha tres medidas que implicaron una restricción para el acceso a divisas: redujo un 50% el límite que tienen las empresas importadoras para la compra de dólares sin la necesidad de contar con una autorización previa, aumentó el interés en 3 puntos porcentuales que pagaban las Lebacs y obligó a las aseguradoras a desprenderse de los bonos en dólares. Para los importadores, el monto mínimo de las Declaraciones Juradas Anticipadas de Importaciones (DJAI) se reducirá de 150.000 a 75.000 dólares.

28 de octubre de 2015

El Banco Central informó a las agencias de viajes la reducción a la mitad del cupo diario para el giro de divisas al exterior. La medida, que fue comunicada a los bancos que operan con las distintas agencias, redujo de 150.000 a 75.000 dólares por día, siguiendo los pasos de lo sucedido con las empresas importadoras.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/1854739-cepo-cambiario-cronologia-de-estos-cuatro-anos-de-restricciones

compartir