Quejas y confusión en las provincias por los cambios que implementó el Gobierno

El Plan Hogar aún no logra normalizar el normal abastecimiento de garrafasen las provincias, según se corroboró en un sondeo de LA NACION por varios distritos.

Aunque el Gobierno comenzó a depositar fondos del programa Hogar a los 11.000 cordobeses inscriptos hasta ahora, el descontento continúa porque los precios de las garrafas se dispararon hasta 300% y, en el mejor de los casos, se consiguen un 40% por encima de los valores promocionados por la Nación.

Las quejas aúnan a proveedores y consumidores porque la información oficial genera confusión con respecto a los precios vigentes. Mientras que la página de Anses plantea $ 77, la del programa señala $ 97 en las distribuidoras y comercios.

Una alternativa sería comprar directamente en las fraccionadoras, para las que se establece un valor máximo de $ 53,70. Pero, en el caso de Córdoba, de las 14 anotadas no hay ninguna en la ciudad capital.

Por estos días, el precio promedio de una garrafa de 10 kilos en la provincia es de $ 120, con picos que llegan a los $ 140.

Frente a las oficinas de la Anses hay colas desde las 5 de la mañana de quienes quieren completar el trámite. También en la sede de Radio Nacional, donde se reciben los formularios del programa, hace dos semanas que hay unos 200 metros de gente esperando.

Quienes no reciban el subsidio porque no cumplen las condiciones directamente pasarán de pagar los $ 45, como venían haciéndolo, a gastar 160% más. En el caso de los tubos de 45 kilos, el precio promedio es de unos $ 600, un 30% por encima de fines de 2014.

En Córdoba, entre el 35 y el 40% de la población no tiene gas de redes. De ese total, entre el 10 y el 12% cuenta con el servicio, pero no está conectado. El promedio provincial de acceso al gas natural está algo por encima del nacional.

En Mendoza, en tanto, en medio de la confusión la gobernación continúa inscribiendo a quienes no figuran en los listados de la Anses para recibir el subsidio. En las últimas horas fueron más de 6000 los mendocinos incorporados a la base de datos del organismo para poder obtener el subsidio. A su vez, aparecen comercios que están comercializando las garrafas de 10 kilos por encima del valor oficial fijado de $ 97, aunque en su mayoría están respetando las disposiciones oficiales.

Personal de la Anses sigue recorriendo diversos barrios que no cuentan con red de gas para que las familias completen los formularios del programa Hogar o bien lo hagan en la página de Internet, a través del micrositio Mi Anses.

En Bariloche (Río Negro) se estima que unas 3500 familias podrían acceder al nuevo programa de abastecimiento de la garrafa sobre la base del Plan Calor que lleva adelante el municipio cada invierno, mediante el cual se reparte leña para las familias de bajos recursos y sin gas natural. Las críticas de los vecinos apuntan a que el nuevo plan cubre dos garrafas mensuales cuando en pleno invierno, en muchos casos, se necesitan dos por semana.

Las quejas de los dirigentes barriales por la escasez del plan motivó un pedido formal de la senadora kirchnerista Silvina García Larraburu para que se amplíe el cupo en la zona cordillerana.

Los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo sin gas natural fueron incluidos de manera automática en el plan y ya recibieron el depósito inicial de 154 pesos. Además, organismos nacionales y militantes de La Cámpora iniciaron la semana pasada la inscripción mediante operativos en los barrios para el resto de las familias que no superen los ingresos a dos sueldos mínimos.

La principal distribuidora de gas envasado ofrece las garrafas al valor oficial de $ 97, aunque ya hubo problemas de abastecimiento. También se han registrado casos de «intermediarios» o despensas que ofertan la garrafa a un valor superior, de unos 150 pesos, según denunció la municipalidad, que controla que los precios sean los oficiales.

Informes: Gabriela Origlia (Córdoba), Pablo Mannino (Mendoza) y Soledad Maradona (Bariloche).

Fuente: La Nación
compartir

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *