Los bancos se preparan para una mayor demanda de dólares

El lunes se acreditarán los dólares en las cuentas de quienes compraron Boden 2015 y los bancos se preparan para lo que, consideran, serán días difíciles, sobre todo, en términos de logística. Las entidades financieras hace días que comenzaron a importar los dólares físicos para hacer frente a eventuales retiros de billetes por parte de sus clientes. Pero, como a todo importador de bienes, también el Banco Central (BCRA) les viene autorizando con cuentagotas los giros de divisas para pagar sus compras en el exterior.

«Hace un mes que nos estamos preparando -confía el gerente de cambios de un banco de primera línea-. Aunque la gente después decida dejar los dólares en el banco, por las dudas nosotros los billetes los tenemos que tener. El Banco Central está convencido de que la gente va a reinvertir los dólares o los va a dejar en una cuenta bancaria, con lo cual sólo va liberando gradualmente las autorizaciones para girar las divisas para pagar las importaciones de dólares físicos. Por eso arrancamos con tiempo, pero no todos fueron tan previsores.»

A diferencia de otros vencimientos de bonos, en la City estiman que existe una gran cantidad de tenedores minoristas de Boden 2015, ya que muchos fueron comprando el bono en el último tiempo para poder hacerse precisamente de dólares en blanco. El comportamiento del inversor minorista suele ser distinto del de una empresa, que generalmente no pide los dólares físicos, sino que mantiene gran parte de los fondos dentro del sistema, de manera electrónica.

Al vencimiento de los US$ 6400 millones de Boden 2015 se sumaría a su vez la demanda estacional de billetes por compras de dólar ahorro. Estacionalmente, se concentra cerca del 50% de la demanda de dólares para ahorro en los primeros cinco días hábiles de cada mes.

«Muchos ahorristas venían dejando sus dólares en el banco, pero al ser un mes de elecciones no se sabe si algunos elegirán sacar los billetes para guardarlos en cajas de seguridad. Suele suceder siempre en períodos electorales que hay algo más de ruido», apuntaba un operador de una entidad financiera internacional.

En los bancos admiten que es difícil prever cuánto será, en promedio, el monto autorizado por la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) para octubre. Este mes, la compra promedio habilitada fue de apenas US$ 595 por persona, contra un promedio entre enero y agosto de este año de 669 dólares. Así y todo, hasta ayer, el número de compradores había alcanzado 1,074 millones, superando la cifra récord de agosto, por un total de US$ 637 millones, contra US$ 680 del mes anterior.

«El pago del Boden cae justo en la semana de mayor demanda de dólar ahorro. A todo esto se suma que es el mes de las elecciones, con lo cual son los últimos días que tienen los ahorristas para dolarizarse antes de las presidenciales», coincidían desde otra entidad.

Los bancos no sólo deben contemplar la importación de dólares físicos (dado que el Banco Central de la Argentina no los puede imprimir), sino que además tienen que considerar el tiempo que les lleva distribuir los billetes en sus sucursales en todo el país.

De ahí que muchas estén algo inquietas con la política del BCRA de ir habilitando gradualmente las compras de billetes en el exterior. Para el BCRA, sin embargo, la política tiene lógica, y no sólo porque desde la entidad especulan que gran parte de los ahorristas dejarán sus dólares depositados en el sistema y, por ende, no demandarán los billetes físicos. Sino que, de otra forma, debería ir convalidando a lo largo de estos días una caída en sus reservas por los pagos de los bancos para la importación de dólares. Desde una entidad financiera, por caso, estimaban que los bancos grandes podrían estar demandando no menos de US$ 100 millones cada uno.

Ayer, el BCRA informó que sus reservas estaban en US$ 33.281 millones. Sin embargo, siguió interviniendo para abastecer la demanda de dólares del mercado. El billete terminó a $ 9,43, y mantuvo su diferencia del 70% con respecto al paralelo, que volvió a operarse en torno de los 16 pesos. El dólar bolsa, en tanto, subió a $ 14,09, el valor que tenía antes de que el Gobierno obligara a los fondos comunes a rematar sus bonos.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/1832325-los-bancos-se-preparan-para-una-mayor-demanda-de-dolares

compartir

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *